Hojas de recuerdos

Por Jonathan González

Es curioso estar en este lugar, que parece estar atrapado en otra época, de pronto se acerca mi tía y me muestra un álbum fotográfico que está anudado. El abrirlo escapa ese olor a viejo típico de los libros.

viejo3Las hojas son de cartoncillo negro y las fotografías instantáneas muestran el paso del tiempo en los miembros de mi familia. Los colores se han perdido un poco dejando pálidas aquellas piezas que bien podrían estar en algún museo. Es curioso ver simplemente el tipo de composición de cada una de esas fotografías (ya que en este álbum no hay ninguna foto llena de ego típica de Facebook)

La fotografía no fue siempre considerada un arte. Su integración al arte fue un proceso muy discutido que comenzó con los fotógrafos retratistas. El retrato fotográfico tuvo gran acogida como reemplazo del retrato pintado ya que aquel era mucho más barato. Como el retrato fotográfico remplazaba al retrato pintado, gran cantidad de pintores decidieron convertirse en fotógrafos retratistas para sobrevivir. Este fue el caso de Félix Tournachon, Gustave Le Gray y el segundo de los hermanos Bisson. Éste fue el primer ingreso de la fotografía al medio artístico. Además estos pintores fueron algunos de los que lucharon por que la fotografía sea considerada un arte.

Remontarme en estos recuerdos sería realmente injusto ya que no viví nada de ello, e incluso existen muchas personas en estas fotografías que no logro ubicar. Mi sorpresa es tanta al ver a mi tío y mi madre en una pieza cuando tenían escasos 10 años, y para que hablar del abuelo cuando aún tenía cabello y mostraba un porte con un parecido impresionante al “príncipe de la canción”

viejo2

En este caso no puedo hablar de memoria emotiva, pero si logro situarme en cada uno de los lugares haciendo uso de la imaginación y tomando en cuenta cada uno de los detalles que componen las fotografías. Vestimenta, automóviles, muebles e incluso colores que se encuentran en cada composición ayudan a esta recreación.

De verdad uno sufre una especie de regresión al entender que esas personas que conozco hoy con arrugas algún día tuvieron cabello o la juventud con la cual hoy yo cuento. En muchas ocasiones mi abuela usa esa frase que dice: como te ves me vi, como me ves te verás, y creo mi arrogancia no me había permitido analizar estas sabias palabras.

La vida está llena de instantes, momentos que pueden quedar plasmados en fotos y que desgraciadamente han perdido valía debido a la inmediatez de los celulares, ya que todos nos sentimos fotógrafos natos. Y no tomamos en cuenta el simple significado de la fotografía    es el arte y la técnica para obtener imágenes duraderas debidas a la acción de la luz.1 Es el proceso de capturar imágenes y fijarlas en un medio material sensible a la luz.

Mientras observo cada una de las imágenes mi tía me da una breve reseña de los integrantes de la foto o el lugar donde fue tomada e incluso recuerda un poco de la época y lo difícil que era en ese entonces revelar las imágenes y los problemas existentes con las películas sensibles a la luz. Que si las instantáneas, o las que son a blanco y negro, las primeras fotos a color que muestran algunos tonos como pastel e incluso fotografías de ovalo con tonos sepia.

La fotografía como arte, ciencia y experiencia humana fueron evolucionado en paralelo durante este tiempo. En cuanto fue posible hacer de la cámara un dispositivo móvil fácil de manejar apareció la posibilidad de influir en el espectador mediante la posición de la cámara y su enfoque, lo que permitían trasladar la subjetividad del fotógrafo a la fotografía, además de ir construyendo un lenguaje artístico.

viejo1Es impresionante el aprecio que puede guardar un libro repleto de imágenes que hoy llamaríamos retro. Hoy en día las imágenes se vuelven de dominio casi público debido a las redes sociales y pierden esa valía de añejamiento que podría dar un cajón.

Cuando me comentaron que emprenderíamos un viaje para visitar a familiares que tenía 12 años sin ver, nunca paso por mi mente que también conocería a personas de las cuales siempre escuche hablar y pude colocarles un rostro gracias a las fotografías.

Así que es momento de revalorar esas imágenes que recuerdan momentos de vida o vida de momentos.

. “En la fotografía hay una realidad tan sutil que llega a ser más real que la realidad”. Alfred Stieglitz.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s